Viernes, 13 Enero 2017 00:12

140 y más

Escrito por  Sofía Anacoreta
Valora este artículo
(0 votos)

Dos

Eran el unísono bailando, sus cuerpos únicos y rotos. El escenario era suyo y como cada noche, al morir la música, ellos lo harían con ella.

Deportivismo

Cruzó la media cancha. No perdió el balón cuando esquivó al delantero y a la defensa. Casi escuchaba el grito de “Goooooool”…………….y despertó.

Amantes

La sensación electrizante fue inmediata. Dos desconocidos fundiéndose en un beso espontáneo. Sólo los árboles muertos fueron sus testigos.

“P”

Le decían Pepe. Guardar la seguridad y justicia quería. Así, una mañana se levantó, mallas y calzones compró, y en Super P se turnó.

La vida en blue

Era una hormiga tan tonta, que un amanecer creyó que su derredor habían pintado de azul….había olvidado quitarse las gafas celestes al ir a dormir.

Adiós

Ella lo quiso. Él igual. Ella lo amó, él no supo. Ella sufrió, él lo ignoró. Él ya lo siente, ella no está. Él ya lo quiere, ella ya no.

Llanto

Nació sin derramar una lágrima. Nunca nadie supo por qué no lloraba, sino hasta el día de su muerte, al descubrir su corazón de agua.

Ave Negra

La policía interrogaba a la vecina que sufría una severa crisis nerviosa después de haber visto el cadáver. No dejaba de afirmar que había sido un tordo el que le había abierto el pecho a Miguel. 

Ahora ella se alejaba caminando lento por la calle iluminada por las sirenas de las patrullas, y lágrimas rodaban por sus mejillas desde sus grandes ojos negros. Había ocultado por años su verdadera identidad sólo para que él la amara, al final, no le había dejado opción. Mientras apretaba el pequeño bulto rojo y palpitante que había guardado en la bolsa de su abrigo, satisfecha pensaba que, por fin, tenía su corazón.

 

Visto 353 veces Modificado por última vez en Miércoles, 18 Enero 2017 17:11

© Bitacora.sv 2017